Géminis – Emocional – Raíz: YO SOY ENERGIA SEXUAL

Soy: hablemos de apariencia

Yo: el lado positivo o negativo?

Soy: por cual quieres comenzar?

Yo: comencemos por el negativo. Hoy mi polo negativo está trabajando a full.

Soy: día complicado.

Yo: algo así. Podemos hablar de ello. Tengo una empleada que comenzó a trabajar conmigo hace algunos meses, realizando sus primeros pasos en la logística, estudiante de comercio internacional, y a la que he formado para que pueda desarrollarse. Todo bien, pero con esta metodología de la nueva generación, la cual primero exige para poder luego trabajar. Es decir, yo soy de la vieja camada que, para poder progresar, había que arremangarse, trabajar de más, esforzarse, y luego sí venían los logros por méritos conseguidos. Hoy día, la nueva generación llega, te pone sus condiciones, y luego exige previo a realizar el esfuerzo.

Soy: no te gusta.

Yo: no me resulta coherente. Siempre es bueno esforzarse. Las exigencias se pueden tener si vales lo que corresponde. En este caso, la experiencia es fundamental. Entonces, no me sirve alguien sin experiencia como empleado. Es una cuestión de pertenecer a una empresa. No hago beneficencia.

Soy: poco afecto en el trabajo.

Yo: para los afectos está mi familia, mis amigos. Siempre he tenido muy en claro que no se puede mezclar el afecto con el trabajo. Lo viví en la empresa de mi padre, que estaba lleno de familiares y siempre fue un verdadero gallinero. Todos se peleaban por todo.

Soy: y esa experiencia te dio una perspectiva fría, donde no corren las emociones en el trabajo.

Yo: algo así. El punto es que fuera de todas sus exigencias, y mis concesiones como para tener una cierta armonía en el trabajo, una de las condiciones que siempre le establecí era que podíamos hablar de todo y podíamos consensuar, estar de acuerdo ó no, y según los intereses personales, la relación laboral podía continuar o terminar según las necesidades de cada uno, y lo aceptaba sin problemas. Pero lo importante era, tanto de su lado como del mío, que cualquier decisión relacionada a dejar de trabajar ó prescindir de ella como empleada, la condición era que de ambos lados tuviéramos el tiempo suficiente para que la transición fuese tranquila, y no tener que salir de repente a buscar a otra persona.

Soy: obviamente que eso fue aceptado.

Yo: por supuesto. Ser claro considero que es lo más importante en una relación laboral. En definitiva, resulta ser que apareció ayer diciendo que mañana deja de trabajar.

Soy: y no te gustó nada.

Yo: la verdad es que no me afecta desde el punto de vista del baluarte que estaría perdiendo. El tema pasa por no gustarme lo poco ético que resultó su compromiso.

Soy:  te noto muy estricto.

Yo: puede que lo sea. No lo siento así. Siento que cada uno debe ser responsable de las acciones que toma. Obviamente se comprometió a algo que no cumplió. Y eso una consecuencia tiene.

Soy: consecuencias tiene, sí. Pero tú no eres el que debe ejecutar la consecuencia.

Yo: no digo que voy a castigarla ni nada. Que no me haya gustado lo que hizo no hace que tenga que pagar por nada. No hay venganza. Pero el punto es, yendo a estos dos días que estuvo intentando traspasar su trabajo a otra persona, donde intenté enfocarme en si era necesario aparentar que todo estaba bien, y de esa forma, mostrarme como comprensivo, considerado por la decisión que tomó y su accionar, y luego quedarme con molestia por lo hecho, ó actuar diciendo lo que pienso.

Soy: sueles aparentar?

Yo: obviamente que muchas veces lo hago. Pero cada vez menos. Siento que, si soy coherente, equilibrado y honesto conmigo mismo y con mi esencia, la apariencia hacia los demás ante determinadas situaciones ya no me caben.

Soy: y cómo intentas no aparentar?

Yo: diciendo las cosas como las pienso, sin ser agresivo, y buscando en mi decir, el poder ser equilibrado. Y me está resultando bueno, pues no me quedo callado, no agredo a mi contraparte, y lo que tenía dentro mío fluye y no queda atrancado, y así mi cuerpo, mis emociones, y mi espíritu siguen su camino en equilibrio.

Soy: y qué piensas hacer mañana cuando termine su día y su trabajo contigo?

Yo: ser yo.

Soy: nada mejor que esa apariencia para que pueda seguir su camino y tú el tuyo.

Invito a todos a ver el video de Matias con el tema del día

Finalmente, aliento a cada uno a entablar la conversación con su propio Soy, escuchar lo que cada uno tenemos para decirnos. Nadie más que nosotros podemos resignificar nuestro propio ser!

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s