Cancer – Mental – Corazón: YO SOY SOÑADOR DE AMOR

Soy: y los arroyos de tu ser llegaron al gran lago.

Yo: me imagino alguno de los hermosos lagos de la Patagonia argentina. Tengo imágenes de todas las veces que subí alguna montaña para llegar a una cierta altura y sentarme a contemplar el paisaje, y donde el lago estaba allí abajo mostrándose en todo su esplendor

Soy: y qué ocurre cuando estás allí sentando mirando esa postal?

Yo: ante todo me maravilla. Me relajo, mi mente comienza a aquietarse. Medito. Respiro profundo. Me conecto con la naturaleza. Me lleno de energía. Me siento feliz y pleno.

Soy: un gran impulso para tu ser interior

Yo: y cuando miro el reflejo de todo el paisaje alrededor en el lago, y veo todo invertido, también veo mi reflejo sobre él. Y comienzo a ir profundo en mi ser. Mis pensamientos, si bien siguen inquietos, comienzan a dirigirse hacia aquellos rincones donde sé debo enfocarme en ese momento, para poder resolver algún tema, para buscar nuevos senderos, para comenzar algo distinto que pueda movilizarme, para definir cómo continuar mi camino.

Soy: te hace estar más conectado a mí.

Yo: completamente. Quizá hablamos en silencio. Sin conversación. Pero estamos juntos en ese momento, sin duda.

Soy: en este camino, donde el acompañamiento es mutuo, el aprendizaje de ti en la tercera dimensión alimenta el aprendizaje de mí y mi equilibrio y coherencia lo transmito para que puedas vivenciar tu sendero de la forma más armónica y fluyendo la energía que generas. Sin ese amor incondicional, y sin escucharnos, el camino sería guiado por el afuera, y no por ti mismo.

Yo: lo he comprendido en este último tiempo. Cómo el afuera gobierna y dirige a los seres cuando viven su camino en la inconsciencia. Cómo necesitan que desde afuera le marquen, le guíen y le digan lo que tienen que hacer.

Soy: siempre habrá señales e indicios desde el afuera, donde recibes infinidad de datos que te resultarán una orientación y guía a lo que es coherente hagas para ti. De la misma forma, la decisión final y última corresponde a lo que tu esencia dicta. Entonces, no hay conflicto entre lo que ves y recibes del afuera y lo que tú decides para ti. El punto es que seas consciente de que es tu propia decisión y no la decisión de los demás para ti.

Yo: hoy día comprendo que he tomado muchas decisiones en mi pasado, que han sido por causa del afuera. Y a la vez, transitando este camino, hoy siento seguridad que las decisiones que estoy tomando en el aquí y ahora, son decisiones propias en consciencia. Y el resultado es mucho más satisfactorio para mí. Además de sentirme tranquilo y en paz conmigo mismo, me hace sentir pleno. Me hace brotar una energía que me moviliza y me mantiene activo.

Soy: incluso cuando cometes errores. No lo tomas de manera negativa, sino como un aprendizaje que debes experimentar. Y cumples con tu propósito elegido para transitar este sendero.

Yo: en los momentos duros, me transporto a estos lagos. Me hace sentir protegido, completo y feliz.

Soy: pues estamos juntos, conectados en este camino, y siendo uno.

Invito a todos a ver el video de Matías con el tema del dia

Finalmente, aliento a cada uno a entablar la conversación con su propio Soy, escuchar lo que cada uno tenemos para decirnos. Nadie más que nosotros podemos resignificar nuestro propio ser

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s